Lorena Rodríguez

Soy de ese tipo de persona que hace listas de canciones para un viaje, no elijo discos completos, o de un solo artista; a veces la armo con las que he seleccionado como “preferidas”, las que están en espera de ser escuchadas, o solo porque la banda me interesa, otras van con la temática del lugar que visitaré, la verdad es que a veces no hay ningún parámetro, sólo un puñado de canciones que sé que en el momento oportuno podré escuchar durante esa travesía.

Hace más de 5 años, haría un largo viaje (nunca había estado en un avión por más de 10 horas y muchas cosas me causaban temor y expectativa), estaba mirando por la ventanilla del avión, era de noche, la Ciudad de México vista desde el cielo siempre es un deleite que a la vez invita a reflexionar.

En una coordinación casi exacta con el despegue comenzó a sonar una ebullición de agua en mis audífonos era la canción: “Olas Gigantes” del dueto: Dënver, un tema dentro del disco: “Música, gramática,Gimnasia”. Cada que escucho esa canción me remite a ese momento además parece la analogía adecuada con lo que representó ese viaje; me lancé a nadar… me dejé llevar…

Mariana Montenegro y Milton Mahan son quienes conforman el proyecto Chileno: Dënver. Luego de participar en varias bandas, decidieron comenzar su camino como dueto, creando melodías vocales que se unieron a sus primeras composiciones.

En 2008 publicaron su primer LP llamado: “Totoral”, 11 canciones que habían compuesto en 2007 y que fueron producidas por Pondie, un integrante de la banda Niñoboy. En el 2009 lanzaron: “Música, Gramática, Gimnasia”, su segundo álbum de estudio, publicado bajo el sello discográfico Cazador, con el apoyo del Consejo Nacional de la Cultura y las Artes. El título remite a tres materias por las que podrían dar ganas de volver a estar en la escuela y darlo todo por aparecer en el “cuadro de honor” es probable que por ello las canciones de este material llevan este toque adolescente y naíf que tanto enganchó con el público y demostró el potencial del proyecto.

Existe una atinada estructuración musical en este disco; guitarras eléctricas, baterías, e instrumentos que se completan con el melodrama lírico que caracteriza a Dënver. Con este trabajo abrieron un nicho importante dentro de la música chilena, en su justa medida, Mariana y Milton ayudan a fortalecer el pop de este país.

“Lo que quieras” es el tema estelar del álbum, que culmina con un aumento de intensidad que se vuelve fantástico, un homenaje a la banda: Los Planetas (con el estribillo: “… si te gustan los planetas, yo te los llevo a tu puerta…”). Una canción que definitivamente marca a todos sus fans y que estoy segura que cualquiera que se jacte de estar enamorado debería dedicársela a esa persona que le roba suspiros, su título lo dice todo.

Algunas historias de amor “moderno” no terminan como quisiéramos y es el caso de este dueto (que además de trabajar en conjunto durante casi 10 años, tuvieron una relación sentimental) y hace unas semanas anunciaron su separación dando fin a Dënver.

No solo se habló de problemas personales entre ambos, sino de sus inquietudes artísticas; Milton se lanzará a experimentar en formato solista bajo el nombre de “Milton James” y Mariana seguirá con su propuesta llamada Arigato con la que asegura pronto lanzará un disco.

Por ahora solo nos queda disfrutar de lo que hicieron y que tanto gustó y esperar esta nueva faceta que genera expectativa entre sus fans y como dice la última canción del disco que les acabo de platicar esperemos que: “…tenga(n) fuerzas, o una segunda idea, mejor que la primera…”

Instagram y Twitter: @loresonrie